Formarán orientadoras legales comunitarias para garantizar el acceso a la justicia de mujeres en el NOA


A través de un proyecto financiado por el Fondo Fiduciario de la ONU para la Eliminar la Violencia contra la Mujer, Andhes y Cladem trabajarán hasta el 2022 con 40 mujeres cis, trans y lesbianas de Tucumán y Jujuy que pertenecen a diferentes organizaciones migrantes, campesinas, indígenas, sociales y defensoras de Derechos Humanos con el fin de incidir en políticas públicas y otras acciones que faciliten su acceso a la justicia.

En plena pandemia, comenzó a desarrollarse el proyecto “Acceso a la Justicia para mujeres cis, trans y lesbianas en situación de violencia en el Noroeste Argentino. Del diálogo a la acción”  a través del cual las organizaciones Andhes (Abogados y Abogadas del Noroeste Argentino en Derechos Humanos y Estudios Sociales) y Cladem (Comité de América Latina y el Caribe para la Defensa de los Derechos de las Mujeres) trabajarán con 40 mujeres cis, trans y lesbianas de Tucumán y Jujuy  para analizar los obstáculos que tienen para el acceso a la justicia.

“Entendemos que la violencia de género nos está golpeando fuertemente aquí en Argentina y particularmente en las provincias del noroeste, donde la tasa de femicidios, travesticidios y transfemicidios creció exponencialmente con respecto al año pasado. La pandemia acentuó inequidades estructurales para mujeres, adolescentes y niñas, lo que nos lleva repensar el rol fundamental y las responsabilidades que tiene la justicia ante esta problemática”, expresó Fernanda Marchese, directora ejecutiva de Andhes. 

El proyecto, que cuenta con el apoyo del Fondo Fiduciario de la ONU para Eliminar la Violencia contra la Mujer, buscar desarrollar durante tres años una investigación participativa con los objetivos de producir datos sobre obstáculos para el acceso a la justicia en casos de violencias contra mujeres cis, trans y lesbianas, brindarles talleres de empoderamiento para aumentar las capacidades técnico-jurídicas para formarlas como capacitadoras legales comunitarias y finalmente replicar su experiencia a otros grupos de sus territorios. 

Una vez concluido el proceso, las orientadoras legales comunitarias recibirán casos y facilitarán el acceso a la justicia en sus comunidades a través de los Centros de Defensa de Derechos que comenzarán a funcionar en sus organizaciones. 

Participan del proyecto trabajadoras migrantes, activistas políticas/defensoras de derechos humanos, mujeres indígenas/pertenecientes a grupos étnicos y lesbianas, bisexuales, transgénero que militan en diferentes organizaciones de Tucumán y Jujuy. 

“Este proyecto apunta directamente a democratizar el  derecho, tomándolo como una herramienta de cambio que fortalezca y potencie el trabajo de acompañamiento y asesoramiento  que vienen realizando muchas mujeres cis, trans y lesbianas en sus territorios y colectivos” comentó Fernanda Rotondo, coordinadora del área de Género en la oficina de Tucumán.

El Fondo Fiduciario de la ONU para Eliminar la Violencia contra la Mujer (Fondo Fiduciario de la ONU) es uno de los principales mecanismos globales de concesión de fondos exclusivamente dedicado a abordar la violencia contra mujeres y niñas en todas sus formas. Respalda iniciativas efectivas que demuestran que la violencia contra mujeres y niñas puede tratarse sistemáticamente, mitigarse y, con dedicación, eliminarse.La iniciativa Spotlight es una campaña conjunta de la Unión Europea y las Naciones Unidas orientada a eliminar todas las formas de violencia contra las mujeres y las niñas. La campaña también pone de relieve la importancia de invertir de manera específica en las mujeres y las niñas, condición indispensable para alcanzar el desarrollo sostenible de acuerdo con la Agenda 2030.

Ingrese su búsqueda y presione enter.
EnglishFrançaisDeutschEspañol